Rectángulo de luz blanca / Paisajes sonoros

Cubo blanco suspendido, formado por cinco telones de tela muy liviana (tipo seda blanca sintética) amarrado desde la baranda del segundo piso. El cubo se suspende por arriba de las cabezas del visitante, en el lado sur del hall.

Debajo de este cubo se encuentran tres bancas hechas de madera roble pellin (traído recientemente del bosque nativo del sector de Llanquihue) enmarcando un área de reunión, de descanso para el visitante y de charlas.

Sonidos de pájaros, de viento y de río acompañan ciertos momentos a este espacio. Los ruidos naturales son interpretados como el origen de todas las lenguas.